domingo, 15 de diciembre de 2013

La Pandilla de León culmina la hazaña



Esta proverbial hazaña comenzaba en el Verano del 2010, cuando la Promotora del Club Pachuca oficializo la adquisición de uno de los equipos más emblemáticos en la historia del balompié azteca, el Club León, quien a lo largo de su historia presentó numerosos altibajos,  fatídicos descensos y numerosas finales perdidas.

La frustración de futbolistas, directivos y aficionados eran obvias, luego de tres finales de ascenso perdidas ante los equipos de Irapuato (2003), Dorados (2004) y los Indios de Ciudad Juárez (2008) forzarían la llegada de una nueva directiva, nuevos jugadores y muchos cambios, cabe señalar que ninguno de los equipos con los que perdió las finales de ascenso años atrás, se encuentra compitiendo hoy en el máximo circuito.

Con la experimentada llegada de Jesús Martínez y Andrés Fassi  a las filas de León, luego de ascender y vender la franquicia de “Indios” de Ciudad Juárez, se planeaba  una nueva hazaña en el histórico Camp Nou de León, donde no tardarían mucho en presentar a quien sería su guía y salvación del infierno en el que se habían metido hace 10 años ya, del cual hasta ese entonces no podían salir. Gustavo Matosas Paidón, entonces ex director técnico del Club Querétaro había pactado ya su llegada con los esmeraldas en la liga de ascenso, decisión que fue muy cuestionada debido a que no podía dirigir en México, debido a su participación como técnico de “Gallos Blancos”.



Pocos le apostaban al inicio de este proyecto, ya que junto con la inclusión del nuevo director técnico, se sumaba la llegada de varios jugadores del Club Pachuca, los cuales no habían tenido mucha participación en primera división, por lo cual, el cambio de aires representaba un nuevo reto para los jóvenes canteranos de los Tuzos, así mismo los números no se hicieron esperar, el balance obtenido por el técnico uruguayo daba un saldo de 10 victorias, 4 empates y ninguna derrota lo que lo convertía en líder general de la división de ascenso, donde tuvo que enfrentar a Correcaminos de la UAT y posteriormente en la final a Lobos BUAP, para así convertirse en campeón invicto del clausura 2012 con un marcador de 7-3 a favor de los “panza verdes” 



Enamorando a su afición con ese juego vertical, el León obtenía la oportunidad de disputar una final más por el ascenso contra Correcaminos, rival que se llevaría la ventaja en el partido de ida celebrado en Ciudad Victoria, sin embargo, los pupilos de Matosa se encargarían de romper con la mala racha del club leones y así conseguir un marcador global de 6-2 a favor de los locales, lo que significaba el tan ansiado regreso a Primera División.

Con la temperatura a tope y las garras por delante, el León sorprendió a propios y extraños con ese juego de conjunto que los llevaría a disputar la primera semifinal dentro del máximo circuito, donde perdió con marcador global de 3-2 a favor de los “Xolos” de Tijuana, dicho torneo representaría un triunfo más para los de Guanajuato, pues habían conseguido 10 victorias, 3 empates y 3 derrotas, además de ganar el boleto número 3 para participar por un lugar en la Copa libertadores.

Con la llegada de Rafael Márquez, Nery Castillo, Yovanny Arrachea y Othoniel Arce, la fiera se preparaba para enfrentar dos torneos, sin embargo, un mal inicio en el torneo mexicano y la descalificación en penales de la Copa Libertadores por parte de Deportes Iquique, eran el comienzo de una mala campaña, pues solamente sumó 3 victorias, 7 empates y 7 derrotas catapultando toda esperanza de pelear por el titulo. Fueron días turbulentos dentro del cuadro leones, puesto que los rumores sobre la salida de Gustavo Matosas eran cada vez más fuertes, a pesar de éstos, el presidente del Club León, Jesús Martínez Jr,  salió a defender fuertemente la posición de su director técnico, demostrándole entera confianza para continuar con el proyecto.

Llegado el apertura 2013, la Fiera mostraba una nueva cara para enfrentar dicho torneo, la llegada del experimentado delantero Mauro Boselli y  el poderoso delantero de Jaguares de Chiapas Franco Arizala, darían un refresco total al ataque esmeralda. Dichos delanteros encajarían de maravilla al cuadro de Matosas, donde de la mano de un joven arquero, William Yarbrough y una poderosas defensa comandada por Rafael Márquez, Ignacio González, Jonny Magallón, Edwin Hérnandez y un medio campo envidiable que compartían el “Gallo” Vázquez, Luis Montes, el “Gullit” Peña y Darío Burbano, sumado a esto el ímpetu y el juego de conjunto, los “Panzas Verdes” harían temblar a cualquier equipo de primera división, por tal motivo en el torneo regular obtuvieron 8 victorias, 6 empates y 3 derrotas, que sirvieron de motivación para que en la Liguilla la “Fiera” derrotará por marcadores globales de 7-3 a Morelia, 5-3 a Santos y en la final 5-1 al América.

Hoy, León se cuelga la sexta estrella a su camiseta y rompe con 21 años de sequia de títulos, frente a un rival de gran historia como lo es el Club América, quien dicho sea de paso, dejó la vida en la cancha mostrando como un campeón defiende su titulo hasta el último minuto.

Me despido de ustedes deseando que hayan podido disfrutar de este grandioso juego de futbol igual que yo, porque sin duda alguna, los únicos que ganamos somos los apasionados al futbol.  






Chivas apunta Netflix

Chivas TV sigue incrementado las opciones para que sus usuarios puedan disfrutar de los partidos del Rebaño. De momento, Claro Video ...